Cada vez hay más mujeres exitosas que balancean su vida personal y profesional. Este 10 de Mayo vamos a celebrar conociendo la historia de Mujeres Empresarias y Mamás que han revolucionado el mundo de la Belleza. Cada una entró en el negocio a su manera, con una trayectoria constante y un espíritu indomable. Aquí hablamos con la gurú del cuidado personal May Lindstrom.

 

May Lindstrom, fundadora de May Lindstrom Skin con sede en Los Angeles, se ha convertido en toda una estrella en lo que se refiere al mundo de belleza orgánico y natural gracias a sus productos que combinan un know-how artesanal con los mejores ingredientes de la tierra y un empaque digno de los mejores cosméticos. Su Blue Cocoon ha sido un Best Seller mundial desde su lanzamiento..

 

Desde niña, May estaba obsesionada con encontrar opciones naturales para embellecerse. Aplastaba plantas para crear cataplasmas y llegó a sacar arcillas ricas en hierro del jardín de sus padres para crear una clase de mascarilla de barro “házlo tu misma” igual que las que se aplican en los mejores SPAS. Esta pasión y curiosidad (junto con un cuadro de piel hiper sensible y reactiva) la llevó a lanzar en 2011 su propia línea: May Lindstrom Skin.

 

Estaba claro que estaba abordando la belleza desde un punto de vista lujoso y profundamente práctico. Los ingredientes remiten a su infancia con arcillas, especias, sales, mieles o aceites que se entretejen en cada uno de su productos ofreciendo un tipo de nutrición ideal para la piel del cual solo se puede lograr de la naturaleza. Poco después de lanzar su empresa, May dio a luz a su primera hija, y durante sus primeros 19 meses como madre ella mezcló y creo cada formula desde su casa en Los Angeles. Después de 3 años de crecimiento, en 2014 trasladó la producción a una instalación de mayor escala y actualmente emplea a 12 personas.

 

Su historia es un claro ejemplo de fuerza y convicción, un caso de éxito que nació de la pasión y el amor por lo puro y natural.

 

                

“El mayor reto fue equilibrar la responsabilidad de hacer crecer mi negocio rápidamente con las necesidades de mi propia familia. Para mí es vital recordar que yo elegí esto y que sigo eligiéndolo cada día." 

 

Ahora hagamos un par de preguntas:

¿Cual fue el mayor reto de crear tu propia línea de belleza?

“El mayor reto fue equilibrar la responsabilidad de hacer crecer mi negocio rápidamente con las necesidades de mi propia familia, mis hijos, mi esposo y todos nuestros animales (tenemos pollos, un cerdo, un perro y un gato!). Para mí es vital recordar que yo elegí esto y que sigo eligiendolo cada día. Si necesito cambiar algo, mi responsabilidad esta en determinar qué es y cómo hacerlo de modo que siga siendo fiel a mi compañía, a mi familia y a mí misma.

 

Ahora con mi segundo hijo trabajo más desde casa pero trato de ir al estudio lo más que puedo para estar conectada con mi maravilloso equipo. Los días que voy al estudio paso mucho tiempo en la cocina checando y probando nuevos ingredientes, aprovando los últimos lotes de producción de cada producto y en general asegurandome que todos estén atendidos y contentos.”

 

¿Cómo es tu rutina de Belleza?

“Empiezo las mañanas con una ducha y exfoliando mi piel con The Clean Dirt, me levanta el espíritu y deja mi piel fresca, suave y luminosa. Sigo con unas gotas de Youth Dew y encima The Blue Cocoon, no hay nada mejor para la piel! El Youth Dew protege contra el envejecimiento, aporta valiosos anti oxidantes y equilibra la piel. El Blue Cocoon simplemente es el paraíso y mi salvador – elimina las rojeces y sensibilidad, sana, hidrata a profundidad y calma la piel y el espíritu – también es mi tratamiento favorito para contorno de ojos y labios.”

“Antes de salir de la ducha me doy un buen masaje con The Good Stuff en cada centimetro de mi piel, desde los pies hasta unas gotas en el cabello. Es lo más sexy que hay!. Después de la ducha rocío mi cara, cuello y escote con The Jasmine Garden y sigo con mi día."